23-N: derecho a decidir en Canarias

No entraré, al menos en esta ocasión, en la propuesta soberanista del presidente Rivero expuesta hace unos días y que ha hecho temblar los cimientos de la Coalición Canaria de Fernando Clavijo, más propensa a entenderse con el PP, partido con el que al recientemente elegido candidato de CC parece que le gustaría gobernar a partir de las elecciones de mayo de 2015. Me refiero al derecho a decidir de los canarios con relación a las prospecciones petrolíferas en aguas cercanas a las Islas. Que no es poco.

Para el 23 de noviembre de noviembre está convocada una consulta ciudadana en el Archipiélago, que cuenta con el apoyo de su Gobierno, la mayoría del Parlamento, la práctica totalidad de los partidos (salvo PP y UPyD) y buena parte del resto de instituciones canarias. Así como de grupos ecologistas y diferentes organizaciones sociales.

El Gobierno de Rajoy ya ha elevado al Consejo de Estado su petición de dictamen en torno a la legalidad de la consulta, trámite previo para luego elevar al Tribunal Constitucional su recurso, que como en el caso de Cataluña, acarreará la suspensión durante cinco meses, al margen de la posterior decisión sobre si se ajusta o no a la legalidad. Son dos casos bien distintos el catalán y el canario, en su proceso y en sus fines, pero tienen en común la voluntad ciudadana de decidir sobre asuntos que le afectan y, asimismo, el rechazo frontal del Gobierno del Estado.

Todo parece indicar que la consulta no podrá llevarse a cabo. Su formulación ya es limitada, al no tratarse de un referéndum y no contar con censo, sino con inscripción voluntaria. Lo que recorta sensiblemente los posibles niveles de participación. Y la pregunta planteada por el Gobierno demasiado alambicada: “¿Cree usted que Canarias debe cambiar su modelo medioambiental y turístico por las prospecciones de gas o petróleo?”; elegida para sortear el contencioso competencial con el Estado que, de todas formas, pretende anularla por tratarse a su juicio de un referéndum y por entrar en el tema de los hidrocarburos, que es competencia exclusiva estatal.

Movilizaciones

aquí vivimos

Este sábado 18 de octubre, a las 18 horas, volverán a realizarse manifestaciones en todas las Islas, así como en distintos lugares de España y del mundo. Con el lema “Aquí vivimos, aquí decidimos”.

Al contrario de lo que señala Ben Magec, una de las organizaciones convocantes, en el cierre de su Manifiesto que recoge once razones para movilizarse contra las prospecciones (*), y que comparto globalmente, Esta lucha está ganada, sólo hace falta que nos lo creamos, creo que posiblemente sea lo contrario. Y que el empecinamiento del PP (el mismo que rechaza las prospecciones, por cierto, en Andalucía o en Baleares), con el ministro Soria a la cabeza, se impondrá sobre la voluntad, todo apunta que mayoritaria (las encuestas sitúan el rechazo en el 70%), de los hombres y mujeres de Canarias. Aquí vivimos, pero aquí no nos quieren dejar decidir. 

Pero, pese a mi pesimismo, allí estaré. El 18 a las 18.

———————También estoy en Twitter: @EnriqueBeth

(*) 11 razones para manifestarse (Ben Magec)

-En el área afectada por las prospecciones se encuentra una de las 5 zonas marinas más importantes del mundo en cuanto a biodiversidad y riqueza pesquera.

-Los hidrocarburos no los extraen los pueblos soberanos ni las naciones, lo extraen y especulan con ellos las transnacionales petroleras que no son más que conglomerados financieros.

-Más del 70% de las acciones de Repsol están constantemente en juego en la economía de la bolsa.

-España no es Noruega donde la explotación de hidrocarburos la realiza el Estado con una filosofía de interés general y de bien común, no especulativo.

-La explotación de hidrocarburos frente a las aguas Canarias se plantea en aguas profundas (más de 300 ó 400 metros de profundidad) o ultraprofundas (1500 metros de profundidad. A medida que la profundidad es mayor, mayores son los riesgos de escapes o de posible erupción del yacimiento.

-Ningún gobierno tiene autoridad moral para dar concesiones de este tipo más allá de su mandato.

-Las prospecciones que quiere hacer Repsol ahora, en connivencia con el Gobierno español, son sólo el principio. Lo grave es una concesión de explotación. Esta lucha es de largo recorrido y no acaba aquí.

-La lucha contra la explotación de hidrocarburos lleva implícito un sí a un nuevo modelo energético basado en las energías renovables y en la gestión inteligente de la energía y de la sociedad.

-No hay color si se pone en la balanza los beneficios de los valores medioambientales, económicos y sociales de un modelo sostenible junto con el modelo de explotación de hidrocarburos.

-Un modelo alternativo, sí es una respuesta real al cambio climático.

-Esta lucha está ganada, sólo hace falta que nos lo creamos.

————

Trío Zapatista: ‘Petróleo Canario’, humor en medio del disparate.

https://www.youtube.com/watch?v=_4MHsqH_aAE

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s