Pedro frena a Pablo

No es para que lancen las campanas al vuelo, pero parece que el nuevo secretario general del PSOE logra frenar la sangría de votos hacia la organización de Iglesias. Así lo percibe la encuesta de Celeste Tel para eldiario.es http://www.eldiario.es/politica/Pedro-Sanchez-impulsa-remontada-PSOE_0_286272015.html que da una leve subida de un punto porcentual a los socialistas respecto a junio.

Se podría decir que Pedro frena a Pablo (*), al menos de momento. Habrá que confirmar que no es  flor de un día o un simple volátil efecto del boom mediático reciente.

Eso sí, el PP sigue a enorme distancia y las izquierdas suman más votos pero menos diputados que los conservadores.

Los populares ganarían claramente unas generales, con un 33,81% de intención de voto. Casi doce menos que el 20-N de 2011. Aunque parece que el viento sopla a su favor: en los dos últimos meses han experimentado una subida de 0,8 puntos que, por los beneficios de la ley electoral a la fuerza más votada y por la división en tres de su competencia estatal por la izquierda, les permite situarse en la banda 143/151 escaños, lejos de la mayoría absoluta pero también separados ampliamente de sus competidores.

Le siguen los socialistas que alcanzan el 24,12% y podrían obtener entre 90 y 94 actas de diputados. Es una recuperación muy leve respecto al sondeo de junio, que habrá que ver si se consolida en los próximos meses.

Podemos es el gran perjudicado del ascenso socialista. Pierde casi medio punto en un mes y ve rebajadas sus expectativas de diputados, que quedan en 32/37. Pero se consolida como tercera fuerza a enorme distancia de IU que sigue retrocediendo y que se queda en los niveles de 2011, es decir, un 5% y entre 11 y 15 escaños.

UPyD

Fenómeno similar al de UPyD que está en parecidos parámetros a los de las anteriores generales y que ha ido perdiendo fuelle, mientras que Ciudadanos se le acerca en votos y en escaños, con la ventaja de tener muchos de ellos concentrados en las circunscripciones catalanas.

Por delante de UPyD y Ciudadanos se encuentra CiU, con el 4,23% y 12/13 diputados, aunque la encuesta se realizó ante del estallido del caso Pujol y sus veteranas y millonarias cuentas en paraísos fiscales.

Otras formaciones con presencia parlamentaria serían Amaiur (7/8), ERC (7/8),PNV (5/6), BNG (1/2) Y CC-NC y Compromis, con 2-3.

Pese a su ventaja, el PP no tendría una mayoría sólida en las Cortes, ni siquiera con el apoyo de UPyD y Ciudadanos. Peor aún lo tienen las formaciones progresistas: un hipotético Ejecutivo PSOE-Podemos-IU necesitaría del apoyo de cuatro o cinco formaciones más para evitar ser derrotado continuamente en el Congreso.

Sigo pensando que, salvo que se produzca una milagrosa recuperación socialista, y que el espacio de la izquierda supere claramente ese 42-43% que aúna en el último año, la sombra de un acuerdo como el que mantienen Merkel y la socialdemocracia alemana sigue proyectándose sobre el futuro inmediato de la política española.

 

————————————–

(*) En el pre-borrador de ponencia política de Podemos se señala lo siguiente sobre el PSOE: “…Si se recompusiera siquiera parcialmente de su desprestigio y sus problemas internos, y postulase un nuevo líder con pocos vínculos simbólicos con el pasado, podría recuperar parte del espacio perdido y estrechar así las opciones para una fuerza de ruptura democrática, relativamente transversal dentro del discurso de unidad popular y ciudadana”.

—Puede seguirme también en Twitter: @EnriqueBeth

Anuncios

3 pensamientos en “Pedro frena a Pablo

  1. Lo primero una evidencia. “El efecto Sánchez” es algo completamente coyuntural. Dicho esto, incluso el efecto de un nuevo líder (que siempre se produce) es muy tímido. Lo segundo es que las encuestas no dieron una en las elecciones europeas,por lo que tan sólo son una referencia. Y lo tercero es que yo sigo insistiendo. Dudo mucho que IU y Podemos vayan separados a las elecciones. Y de ir juntos, ese 20% que tienen ahora tendría una traslación en diputados mucho más potente. Por último creo que las municipales pueden ser un punto de inflexión mayor que las europeas, si los proyectos de confluencia de las capitales de provincia (especialmente Madrid y Barcelona) triunfan.

    • En efecto, habrá que ver si Sánchez es flor de un día o algo más consistente en posteriores sondeos.
      Respecto a la alianza Podemos-IU si no se logró para las europeas ahora va ser peor aún. Una formación con el 14% frente a otra que pierde votos cada sondeo y ya está en el 5%… Creo que el núcleo duro de IU se resistirá y evitará su absorción por Podemos. Además de que la suma también resta. He visto pronunciamientos de gente de derechas que apuesta por Iglesias, que dudo que lo hagan si está IU por medio. En cualquier caso, en 2015 tendremos resueltas muchas de las incógnitas. Pero visto lo visto, yo sigo creyendo que hay elevadas opciones de una Gran Coalición… Saludos y gracias por debatir (y discrepar).

      • Sobre lo de IU y Podemos piénsalo justo al revés. Un resultado del 5% en este momento sería una catástrofe que acabaría totalmente con la dirección (el núcleo duro). De esta manera el núcleo duro de IU ha visto en la unión con Podemos (incluso en términos menos favorables para IU) la única manera de salvar los muebles. Además de que cuentan con mucha presión interna. En las europeas no se produjo porque nadie daba un duro por Podemos, al que consideraban el enésimo chiringuito izquierdista surgido a la sombra de IU. Supongo que sabes que fui afiliado a IU (aunque ahora ya no lo soy) y tengo algunos amigos y contactos. La posibilidad de la unión es bastante fuerte. Otra cosa es que como tu dices Podemos, que aspira a ser una fuerza ideológicamente transversal, considere que eso puede frenar su crecimiento.

        De todos modos no descarto en absoluto tu tesis de la gran coalición. Estamos ante una reestructuración del sistema de partidos español. Fundamentalmente en la izquierda, pero también en la derecha (empiezan a sonar rumores de unión UPyD-Ciudadanos) y en las regiones nacionalistas (Bildu amenaza la hegemonía del PNV y ERC ya supera en intención de voto a CiU). Esta reestructuración no estará acabada en el año que queda para las elecciones. Por lo que no sería descabellado una “gran coalición” en el marco de una legislatura corta en la que termine de consolidarse el nuevo escenario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s